Imprimir

 

Atendiendo las directrices del alcalde Diego Ramos, habiendo verificado el protocolo que la empresa contratista a cargo de las obras viales implementa en el sector en lo pertinente al control del tráfico en el tramo comprendido entre la entrada de la Escuela Superior de Administración Pública - ESAP la Iglesia Jesús de la Buena Esperanza, la Secretaría de Tránsito y Movilidad de Dosquebradas hizo varias observaciones para hacer cumplir la normatividad al respecto.

“En ese sentido, se recomendó a los realizadores de las obras del reemplazo del asfalto de la sub base vieja, efectuar el arreglo de la vía alterna destapada instalando cintas y señalizando en una parte del tramo de ésta, que presenta deterioro o derrumbe”, explicó la secretaria de Tránsito y Movilidad de Dosquebradas, Ángela Jazmín Hidalgo. 

Así mismo, la Secretaria de Tránsito y Movilidad de Dosquebradas insistió en la operatividad de dos reguladores por turnos, de 7:00 a.m. a 5:00 p.m. para que orienten el tráfico vehicular descongestionando el paso de  los carros que circulan por el sector. Después de las 5:00 p.m., los reguladores son sustituidos por personal contratado por la empresa de las obras para que, con paletas en mano, terminen la jornada del día.

Cabe recordar que en la zona de La Badea se adelantan obras en concreto rígido, consistentes en el reemplazo de la sub base vieja que tenga una vida útil de 10 años en una extensión de 2.220 metros cuadrados en su primera fase, etapa que concluiría esta misma semana, de acuerdo con lo informado por el ingeniero Andrés Reyes.

De Interés

Se proyecta la entrega de la segunda fase de la obra en un plazo no superior a los 45 días para, de esta manera, culminar los trabajos de remodelación de la vía de confluencia de La Badea.